Fuente: Anastasia Moskvychova, para RL /RFE

Traducido por StopFake

El empleador de la redacción rusa del periódico español Diario Sur informó que el noticiero publica falsedades sobre Ucrania. Este diario ya estaba en el foco del consulado ucraniano, que varios meses atrás pedía rectificar las falacias y llamó a parar la desinformación. Sin embargo, no han recibido una respuesta adecuada, informaron en el consulado.
Diario Sur en ruso se publica como un complemento para el Diario Sur de Andalucía, y este complemento está destinado para los rusófonos de la región. A diferencia de la edición principal en español, no tiene un sitio web; solo la página en Facebook, donde hay notas separadas sobre cultura y psicología infantil. La página de Sur en ruso tiene poco más que 600 seguidores.

Al mismo tiempo, según algunos empleados del periódico, los artículos relacionados con los temas de Ucrania en la versión imprimida en ruso están sesgados y, a veces, son completamente falsos.

En particular, el editor de páginas de Diario Sur en ruso, Ruslan Tsirulkevich, hace pocos días publicó en su perfil de Facebook sobre un problema del que se dio cuenta. Según Tsirulkevich, lleva meses intentando luchar contra las noticias falsas sobre Ucrania en este diario, pero todo en vano.

«Entienden, publicaron noticias que no sé de dónde las sacaban; a menudo, de esos sitios web dudosos, como yo llamaría el tipo de páginas web que existen por muy poco y todo lo hacen a favor del FSB (servicios especiales de Rusia), que están dispersos por toda Europa: tomas esta noticia de una página web letona o de una turca, pero el contenido es generalmente igual. Y publicaron toda esta basura bajo la marca del Diario Sur», comenta Tsirulkevich para la Radio Liberty.


Según el empleador del diario, él varias veces habló sobre el tema con el jefe redactor de la página en ruso, después sí que ponían fuentes, pero el tono de las notas no ha cambiado. Hace un mes él informó sobre tal cosa a los redactores del Diario Sur en español.

«Me pidieron que hiciera una revisión de noticias durante un año. Lo hice todo, les traje más de cien páginas. Resultó que casi no había ninguna fuente en cada publicación ni indicador de dónde se tomaba la información, también se contaba con muchos fakes. Mostré cómo Ucrania está siendo desacreditada, porque siempre es una especie de «nazi», siempre es mala. Es decir, se trataba de tal compilación de noticias negativas para dar una impresión. Me escucharon y parecían haber estado de acuerdo, pero pasó un mes (…) La semana pasada hubo nuevamente noticias sobre “alquiler del vientre” en Ucrania, y estas, como yo lo entiendo, eran las principales noticias de la semana sobre el país. Es decir, no ha pasado nada, no veo ningún resultado de mis reclamos», continua Tsirulkevich.

Важный пост, прошу прочитать. В нем я расскажу о фактах манипулирования, подтасовки информации, распространения штампов…

Posted by Ruslan Tsirulkevich on Monday, March 25, 2019

La Radio Liberty mandó una solicitud a la jefa redactora de Sur en ruso, Elena Jakimova, para que comente sobre el asunto, pero al momento de la publicación no ha contestado.

Mientras tanto, como comentaron para la Radio Liberty en el servicio consular del Ministerio de Asuntos Exteriores de Ucrania, la parte ucraniana planea investigar y reaccionar ante dicha situación.

La polémica sobre Stepán Bandera y la OSCE

Mientras tanto, el Diario Sur en ruso ya ha provocado la indignación de los diplomáticos ucranianos hace poco. En particular, en julio del año pasado, el Consulado de Ucrania en Málaga se dirigió al jefe redactor del Diario Sur con una carta abierta sobre algunos de los artículos publicados en el complemento en ruso.

«Entre los ejemplos de desinformación, manipulación y propaganda por parte de la redacción de Sur en ruso se encuentra, en particular, la nota publicada en el número del 17 de junio de 2018, que se refiere al supuesto bombardeo de los vehículos de la OSCE por el ejército ucraniano, y en la nota citan al representante de los separatistas de Donetsk. Sin embargo, una verificación de acuerdo con los informes de la misma misión de observación de la OSCE en Ucrania no confirma esta acusación falsa y manipuladora», enfatizan los diplomáticos. Otro ejemplo presentado por ellos es la mención del lema ¡Gloria a Ucrania! El medio lo presentó como un saludo únicamente del Ejército Insurgente de Ucrania y “como un lema nazi”.

Una carta de respuesta, firmada por el consulado ucraniano en Málaga, Anton Vorobiiov, aclara varios temas:

«En primer lugar, debe aclararse que durante la Segunda Guerra Mundial, el Ejército Insurgente de Ucrania luchó por la libertad e independencia de Ucrania tanto contra la Alemania nazi como contra la URSS comunista, y fueron sometidos a actividades subversivas contra las tropas alemanas y contra el Ejército Rojo. Así que hay un motivo obvio para que la propaganda soviética, y su diligente seguidor, la propaganda rusa, etiqueten a los opositores del régimen del Kremlin como “colaboradores de nazis». En segundo lugar, el saludo «¡Gloria a Ucrania! ¡A los héroes les damos gloria!” es un eslogan popular para todos los ucranianos, que expresa solo el amor por la patria y rinde homenaje a todos aquellos que dieron su vida por su libertad. Este es el análogo ucraniano del francés «Vive la France!», o el estadounidense «In God We Trust!», el argentino «En Unión y Libertad» y otros lemas nacionales.

El consulado lamenta que, hasta el momento, el Diario Sur no ha respondido a su reclamo.

¿Qué pasa con las noticias falsas en España?

“Hay que tener en cuenta que muchos corresponsales que escriben sobre Ucrania para los medios españoles se basan en Moscú”, menciona para la Radio Liberty la redactora del servicio en español de StopFake, Alina Mosendz.

“Si ves que aparece una noticia dudosa sobre Ucrania y empiezas a verificarla, ver cuál fue la fuente, a menudo la búsqueda te lleva a los medios pro-Kremlin, como Sputnik en español o RT. Por ejemplo, una noticia en un medio español sobre un supuesto campo de entrenamiento del Daesh en Ucrania cita a CNN. Aunque CNN nunca informó sobre esto, pero al copiar la cita completa en la búsqueda de Google, veo que palabra por palabra esto fue escrito en Sputnik en español. Los medios pro-Kremlin tienen interés en difundir tal información en el ambiente hispanohablante y siempre son la fuente de la desinformación sobre Ucrania”, dijo ella.

Aunque España, de acuerdo a Mosendz, no ve como una imagen positiva a Putin, las narrativas de la propaganda rusa a veces se difunden activamente. En la mayoría de los casos se trata de las fuerzas políticas y de los medios con postura de izquierda.

“Si en Francia vemos que las fuerzas de derecha aunque no sea oficialmente están vinculadas al Kremlin, pues en España tal tendencia la tienen más los de izquierda. A través de ellos también se difundían las narrativas de la propaganda pro-Kremlin de que “Ucrania es un Estado de nazis”, y lo compran muy bien”, dijo la experta en medios.

A veces el problema no es solamente que reproducen la información de los medios rusos, sino también que publican la información sesgada, escrita por los periodistas que de verdad viajaron a Ucrania para juntar la información, reconoce Mosendz.

“Por la meta buena de cubrir la guerra del este y tener en cuenta a todas las partes, los periodistas caen en la trampa de no verificar lo que les dicen estas partes. Recién un medio bastante respetable publicó varios reportajes sobre Ucrania por una autora. Ella de verdad viajaba al país. Pero cuando cita en su reportaje desde el Donbás a un tal Mykola sin apellido que le cuenta sobre que “las fuerzas de Kyiv bombardearon con artillería, bombas de racimo e incluso bombas de fósforo”, pues no es nada más que la repetición de las viejas noticias falsas transmitidas por los medios pro-Kremlin en 2014 y 2015 que fueron desmentidas. No obstante, este hecho no fue mencionado”, cuenta la redactora de StopFake en español.

Al mismo tiempo, según Alina Mosendz, no podemos decir que España no se oponga a la información errónea: existen sus propios proyectos nacionales e internacionales de verificación de hechos. Además, la diáspora ucraniana en España realiza un trabajo informativo y esclarecedor sobre los asuntos del país y contra las campañas de la desinformación.

Fuente: Anastasia Moskvychova, para RL /RFE

Traducido por StopFake