Falso: La UE restaura el régimen de visados para Georgia y Ucrania

A pesar de que el régimen sin visados entre la UE y Georgia y Ucrania funciona con éxito, los medios de información rusos no se han detenido con las falacias acerca de esta cuestión. Así el 24 de octubre el diario ruso Kommersant difundió una noticia con el título “Europa considera restaurar el régimen de visados para Georgia”. En la nota se trata la posibilidad de introducir el sistema de autorización de los viajeros antes del viaje para los países desde los que se puede viajar a la UE sin visados (ETIAS). El diario ruso afirma que no es nada más que “una forma de visa”, ya que “para cumplir con este requisito los viajeros deben llenar un formulario electrónico en la página web del ETIAS, añadir documentos del lugar de trabajo, ingresos y pagar 10 euros; y luego deben esperar la confirmación del permiso de entrar en la zona de Schengen”.

“Europa considera restaurar el régimen de visados para Georgia”

El noticiero propagandístico digital Ukraina.ru republicando esta noticia agregó que Ucrania es el siguiente país al cual le van a tocar los cambios.

La noticia fue también difundida por News.sputnik.ru, Capital.ua, Rambler.ru y otros.

En realidad, el recién propuesto sistema de control de los viajeros ETIAS no significa el retorno de los visados. Previamente fue aprobada por el Committee de Libertades Civiles, Justicia y Asuntos Internos del Parlamento Europeo, el 19 de octubre de 2017. El propósito de esta iniciativa es “la prevención de riesgos de seguridad para los países que tienen un régimen sin visados con la UE».

Gal Kinga, miembro del Parlamento Europeo, explicó que así la UE puede obtener datos sobre los viajeros antes de que vayan al control de pasaporte para cruzar las fronteras y poder así detectar a los personajes vinculados con grupos terroristas.

El diario Kommersant cita también al viceministro del Exterior de Georgia, quien también dice que no hay que asociar al ETIAS con el visado.

En la página web oficial sobre el ETIAS explican que se tratan de 60 países con los cuales la UE tienen un pacto sobre los viajes sin visados, aún así ni Georgia, ni tampoco Ucrania, están en esta lista. Aunque es mencionado que, cuando el sistema sea introducido en el 2020, la lista de los países puede cambiar.

El proceso de llenar el formulario no llevará más de 20 minutos y va incluir requisitos parecidos a los que piden las aerolíneas cuando uno se registra para un vuelo: nombre, apellido, fecha de nacimiento, datos de pasaporte, domicilio, número de teléfono, lugar de trabajo/estudios. Dependiendo del país de procedencia pueden ser agregadas preguntas sobre antecedentes penales, deportación o viajes a zonas militares. Para los que visitan a sus parientes en la UE, pueden pedir los datos de los parientes. No se necesita presentar ningún tipo de documento, además del pasaporte de viajero.

Los medios rusos también dicen que hay que pagar 10 euros, pero el precio oficial es de 5 euros para los que tienen más de 18 años. La confirmación con respuesta debe llegar al correo electrónico en unos minutos, en caso de rechazo van a ser explicadas las razones. En caso de un rechazo erróneo, el viajero podrá apelar o corregir los datos y mandar su formulario de nuevo.

La autorización va a ser válida por 5 años y luego debe ser repetida. Si el viajero tiene el visado de Schengen, no necesita pasar la autorización del ETIAS.

Esta información sobre la restauración de los visados por la UE también fue refutada por European Western Balkans. En su nota los periodistas explicaron que no es una forma de visa, ya que 5 de los países balcánicos que no forman parte de la UE disfrutan el régimen sin visados. El medio citó al presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker: «Debemos saber quién cruza nuestras fronteras. Así sabremos quién entra a Europa antes de que lleguen a las fronteras», dijo Juncker.

El medio admite que si las normas fueran aprobadas, más de 60 países van a tener que cumplir con ellas, pero no habrá una influencia significativa para los viajes turísticos a los países de la UE.

Un sistema parecido también funciona en los Estados Unidos y Canadá. En EE.UU. se llama ESTA, y también incluye un formulario para los viajeros de los países que no tienen el requisito de los visados americanos (se trata de los viajes marinos y aéreos), incluso cuando se trata solamente de transitar por el territorio de EE.UU. El pago del procedimiento es de 4 dólares y 10 más en caso de confirmación. Si al viajero le rechazan, los 10 dólares se le devuelven. El sistema de autorización de viajeros en Canadá se llama eTA y cuesta 7 dólares canadienses.