La legislación sobre el uso del idioma ucraniano y los programas destinados a fortalecer el uso del ucraniano son un alimento fértil para la máquina de la propaganda rusa. Después de siglos de rusificación y política oficial por parte del Estado, durante el gobierno zarista y luego comunista, destinado a imponer el ruso como idioma principal en Ucrania, el país está tratando de fortalecer la posición del ucraniano como idioma estatal a través de la legislación. Sin embargo, cada intento de este tipo es recibido con indignación por Moscú y con acusaciones de que Kyiv viola los derechos de las minorías étnicas y discrimina el idioma ruso.

El proyecto de una nueva ley de idioma de Ucrania, que actualmente está siendo discutida y modificada por los legisladores de Ucrania, no es una excepción. El noticiero ruso Ukraina.ru esta vez tampoco quedó callado y declaró que los parlamentarios ucranianos han votado para crear inspectores de idioma, Ukraina.ru los nombra de esta manera en alemán  (“sprechen führers”) y agrega que ellos supervisarán qué idioma habla la gente y que la podrán castigar si no es ucraniano.

“Esencialmente, se debe crear un montón de nuevos funcionarios que serán alimentados del ya escaso presupuesto estatal ucraniano. Miles de nacionalistas inquietos y desempleados recorren el país: no pueden hacer nada con las manos, pero quieren castigar a alguien y esta iniciativa, en teoría, debería ayudar a algunos de ellos, al menos, a encontrar empleo. De hecho, se está creando una asignación de presupuesto para cientos o miles de führers sprechen ucranianos”, escribe Ukraina.ru.

Ukraina.ru: El desierto de los sprechen führers. Hablar en ruso en Ucrania será prohibido.

La afirmación es, por supuesto, ridícula y no tiene absolutamente ninguna base en la realidad.

La historia falsa se refiere al proyecto de ley 5670 sobre la preservación y la funcionalidad del ucraniano como idioma estatal que se adoptó en la primera lectura en octubre de 2018. La ley no hace mención de ningún monitor o inspector de idiomas. Tal norma fue un proyecto de ley previo, pero fue sacada antes de ser presentada en el parlamento por el Comité correspondiente.

Según Mykola Knyazhytsky, el jefe del Comité que redactó la ley, del proyecto de la ley también fueron eliminadas todas las referencias a la creación del Centro de la Lengua Ucraniana y al Centro de Terminología de la Lengua Ucraniana.

Ukraina.ru también miente completamente sobre el aspecto del proyecto de ley que se refiere a los materiales impresos, alegando que cualquier publicación de libros en idiomas distintos del ucraniano estará prohibida. El proyecto de ley propuesto establece que todos los editores deben publicar al menos el 50% de su producción en ucraniano. Las publicaciones en otros idiomas no están prohibidas.

Ukraina.ru concluye que el nuevo proyecto de ley infringe los derechos de las minorías étnicas de Ucrania. Esta narrativa surgía repetidamente en los medios de la propaganda rusa y StopFake la había desmentido muchas veces. La nueva legislación, de hecho, no aborda las lenguas minoritarias de ninguna manera.

Actualmente el proyecto de ley ha sido finalizado por el Comité y está listo para ser considerado en el parlamento en su segunda lectura. Una vez que los cambios incluidos en la segunda lectura sean aprobados por el parlamento, el proyecto se convertirá en ley.